domingo, 30 de abril de 2017

Dulce que te quiero Dulce: Brownies!!!!!!



Si de endulzar la vida se trata.... 
que sea con abundante chocolate!!!!!!




Sí la verdad que el chocolate es mi gran tentación y más aún que vengo de  antojo en antojo.
Así que bienvenido segundo postre de "Dulce que te quiero Dulce".
Hoy Brownies de chocolate con nueces, con cremas, con cerezas en almíbar...
¿Qué más?




Ingredientes:

*150 gr de chocolate 
*150 gr de manteca
*100 gr de azúcar
*100 gr de azúcar negra
*150 gr de harina de repostería (leudante)
*100 gr de cacao amargo
*3 huevos
*200 gr de nueces
*esencia de vainilla
*crema chantilly (opcional)
*cerezas en almíbar (opcional)




Preparación:

- Colocamos la manteca y el chocolate en una cacerola y los llevamos a fuego hasta derretir.
- Disponemos de nuestro chocolate y manteca en un bowls y sumamos los dos tipos de azúcar, la harina, 75 gr del cacao (reservamos el resto para espolvorear los brownies), la esencia de vainilla y las nueces. Mezclamos bien.
-Finalmente incorporamos los huevos hasta homogeneizar todo.
-Enmantecamos y enharinamos una placa de horno (aprox. de 30 cm) y vertemos nuestra mezcla. Llevamos a horno medio durante 1/2 hs.
- Una vez frio lo espolvoreamos con cacao y lo cortamos en porciones.




Esta es una receta básica de brownies. La que suelo preparar en casa y que siempre me da buenos resultados. Digo básica porque podemos ir modificando algunas cositas, en vez de nueces, almendras, castañas u otro fruto seco que les guste. Si los queremos un chiquitín más húmedos, al incorporar lso huevos podemos sumarle un chorrito de whisky, de algún licor...
Incorporarle arándanos, frutillas, cerezas a la masa. En fin, probar y desgustar.





En esta ocasión decidí servirlos como más me gustan: con crema, cerezas en almíbar y salsa de frutillas. me encantan también con frutillas. Bien goloso....




Listos los brownies. 
¿Me cuentan cómo es su receta?
¿Intercambiamos ideas?




Los espero el próximo mes para seguir compartiendo más postres riquísimos.
En mayo prepararemos Isla flotante, un postre que solía preparar mi Abu Laura y que hace años no he vuelto a probar.

No duden en sumarse a Dulce que te quiero Dulce!!!!!
Si aún no se han sumado aquí pueden descubrir de qué trata este reto dulcero:







sábado, 29 de abril de 2017

Rosca azucarada de la Abu Laura



Siempre hay una receta que traemos de nuestra infancia y que no podemos dejar de hacerla. En mi caso se trata de esta rosca o bizcocho azucarado que mi abuela Laura solía preparar muy a menudo para nuestras meriendas.




Tantas veces la vi a mi nona prepararla que nunca fue necesario apuntarla. Desde que la hice la primera vez, aún niña, no puedo dejar de hacerla y de llevarla por mil versiones: la original, marmolada, con frutos secos, con manzanas, con dulce de membrillo, de batata...




Es una de esas recetas muy fáciles de preparar, sin tantos pasos pero que el resultado es una esponja suave al paladar, con el dulzor justo y con una pequeña capa azucarada en su superficie totalmente irresistible. 




La receta de mi Abu:

*500 gr. de harina leudante
*300 gr de azúcar
*500 cc de leche
*100 cc de aceite
*2 huevos
*ralladura de un limón
*esencia de vainilla
*dulce de batata o de membrillo (opcional)
*frutos secos (opcional)
*una nuez de manteca o rocío vegetal




Preparación:

-Tamizamos la harina y la disponemos en un bols juntos a 250 gr de azúcar. Reservar el resto.
-Hacemos un hueco en el centro y colocamos los 2 huevos.
-Incorporamos la ralladura del limón y la esencia sobre los huevos.
-Disponemos de la leche a temperatura ambiente y la vertemos en nuestros ingredientes secos lentamente mientras mezclamos con espátula.
-Cuando la preparación logró una consistencia homogénea, sumamos el aceite y con paciencia unimos a nuestra preparación (Pareciera que no se van a unir, pero termina pasando)
-Enmantecamos y enharinamos un savarín (en mi caso) de aprox. 30 cm de diámetro.
-Vertemos nuestra mezcla. Si vamos a compañarla de frutos secos, antes de colocar la preparación en el molde sumarlos a la misma. Si preferimos barras de dulce, cortamos el dulce elegido en pequeños listones, colocamos una parte de la preparación, las barritas de dulce y cubrimos con el resto de la mezcla.
-Antes de llevar a horno espolvoreamos la superficie con el azúcar restante. Si los 50 gr no llegaran a cubrir toda la rosca no duden en sumar unas cucharadas más.
-Horneamos a temperatura media unos 45' o hasta que al introducir un palito salga seco y la superficie azucarada haya dorado.




Otras opciones:

Para la superficie azucarada pueden optar por azúcar negra (tomará más color), azúcar avainillada o con canela, más aún si en el centro hemos incluido trocitos de manzana. O bien hacer un arenado con 25 gr de harina, 50gr de manteca, 50 gr de azúcar y algunos frutos secos. En una ocasión, procese praliné de maní y lo sumé en la parte de arriba en lugar del azúcar sola y quedó muy bueno.




En vez de ralladura de limón pueden optar por otro cítrico: naranja, mandarina, lima.
También si la hacen marmolada pueden sumar trocitos de chocolate (negro mejor, y en trozos no muy pequeños porque la cocción de la rosca es larga. Para que no se pierdan).




¿Cómo la harían ustedes?
¿Probarán esta receta?
¿Cuál es esa receta que aprendieron en su infancia y que aún siguen haciendo?




Qué tengan un dulce fin de semana!!!
Mañana los espero para compartir la segunda propuesta de nuestro reto: "Dulce que te quiero dulce": Brownies




jueves, 27 de abril de 2017

Ajies de campo



De paseo por Cruz de Caña, un pueblo hermoso que muchas veces he elegido para vacacionar porque me encanta su tranquilidad traje estos ajies "salvajes" o " de campo" como los llaman en el lugar.




Algunos dicen que son los ají de la mala palabra. La verdad que no sé bien cómo se llaman pero que pican, pican. En casa de mi tía crecen al pie de un viejísimo algarrobo y cuando el retamo se pone colorado de frutos es una belleza.




Para conservarlos simplemente los corté, me deshice de todas la hojitas, los lavé bien y finalmente los coloqué en un frasco de vidrio y los cubrí de vinagre blanco (consejo de la tía)




¿Para qué los uso? Para hacer una salsa picante para unas fajitas, una humita, un locro, una carne roja. O suelo incluir algunos (no muchos porque picaaaan) en la carbonada de mis empanadas.




Mi abuelito Luis, persona si las hay que le gustaba el picante, colocaba varios de ellos en su sopa. Para mi gustó muyyyy picante o era la apreciación que me quedó de niña. 




Entre paseo y paseo por el campo siempre regreso con algunos, más algunas hierbas serranas para el mate que se encuentran en cada senderito del lugar: peperina, poleo....
Lindo lugar.






martes, 25 de abril de 2017

Empanadas de menudos de pollo



No suelo incluir los menudos de pollo en muchas de mis recetas ya que en casa no gustan mucho. Y más que en caldo o en una salsa no los había probado de otra manera hasta que mi tía Pituca nos propuso hacer una carbonado para empanadas con ellos.




Las empanadas que hizo estaban riquísimas. Así que con la receta dando vueltas en mi cabeza no dudé en hacer mi propia versión y ver si resultaba. 
Preparé mis empanadas y las ofrecí en el almuerzo y recibí buenos comentarios. Prácticamente ni se dieron cuenta de qué eran ja!




Les comparto mi receta.

Ingredientes:
* 300 gr de menudos de pollo (riñón, hígado, panza, cogote de pollo)
*200 gr de pechuga de pollo
*2 cebollas 
* 1 pimiento rojo
*3 dientes de ajo
*hojas de laurel
*3 papas medianas
*cebollita de verdeo
*pimentón
*Condimento para pollo
*1 caldo de gallina
*1 cucharada de azúcar
*2 doc. tapas para empanadas.
*sal
*aceite




Preparación:

- Hervir los menudos y la pechuga por unos 10' con unas hojas de laurel y sal. Reservar
-Picar la cebolla, el pimiento y los dientes de ajo y dorar en aceite con una cuharada de sal y una cucharada de azúcar.
-Picar los menudos bien pequeños y la pechuga (quitar la carne a los cogotes de pollo con cuidado de que no queden huesitos) y sumar a las cebollas y pimientos.
-Picar las papas en cubos pequeños y sumar a la preparación anterior. Condimentar con media cucharada de pimentón, 1 cucharadita de cond. para pollo y el cubito de gallina. Incorporar unas cucharadas del caldo que quedo de los menudos (el otro lo podemos dejar para hacer una rica sopa de arroz).
- Cocinar a fuego medio hasta que se cocinen las papas.
- Chequear la sal
- Colocar la carbonada en una bandeja y dejar enfriar. Picar por encima cebolla de verdeo.
- Armar nuestras empanadas (freirlas o llevarlas al horno)




No duden en probarlas y darles una segunda oportunidad a los menudos.



viernes, 21 de abril de 2017

Humita



Sin lugar a dudas este plato es uno de mis preferidos. Me encanta!!!
Bien criollo, cremoso, con un sabor inigualable... Ideal para compartir en familia y repetir!!!




En mi país es un menú infaltable en la semana santa o bien en alguna celebración patria. 
Es común  en días previos a semana santa ver puestos que ofrecen choclos y zapallos criollos  en la calle, a los márgenes de las rutas, en caminos al campo,  o bien, que pasen los productores de la zona en sus carros ofreciendo choclos para la humita y parando en cada esquina.




En la mayoría de los hogares se disfruta en familia y todos colaboran en su preparación.
La humita me lleva en el sabor y el aroma a mi niñez y a la imagen de mi abuela y mis padres preparándola. Y nada mejor que los sabores de cocina que nos permiten recordar y añorar.




Pues bien, les comparto mi receta:

Ingredientes (para 12 personas)

*3 cebollas
*2 pimiento rojos
*1 pimiento verde
*1 doc. de choclos
*1 kg de zapallo criollo
*queso cremoso o mantecoso
*sal
*aceite
*pimentón
* ají molido



Preparación:

- Cortar la cebolla y los pimientos en cubos pequeños y rehogar en aceite con una pizca de sal. Reservar una mínima parte de los mismos para hacer la salsa que acompañará la humita.
- Rallar el zapallo y agregar a las cebollas. Tapar y cocinar unos 5'.




- Rallar los choclos y sumar a nuestra preparación anterior. (Nota: una vez rallados los choclos, colocar los marlos en un bols con agua y reservar. El agua tomará un color blanquecino)
- Agregar un puñado de sal gruesa a la humita y el agua que nos quedó de remojar los marlos hasta tapar toda la preparación. Tapar y cocinar a fuego mínimo durante unos 20'.




-Una vez pasados los 20 minutos nuestra humita comenzará a tomar consistencia. Chequear la sal y cocinar unos 15 0 20' más hasta que el zapallo de deshaga y se torne más espesa la misma. Si espesó demasiado agregar más agua de los marlos.
-Mientras se cocina nuestra humita, rehogar la cebolla y el pimiento que apartamos en 3 0 4 cucharadas de aceite y aumentar 100ml de agua a la misma. tapar y cocinar unos 10'. Salar, sumar una cucharada de pimentón y ají molido de acuerdo al picor que nos guste y reservar.





- Servimos de la siguiente manera: colocamos unos dados de queso cremoso en el plato, luego nuestra humita bien caliente y por encima la salsa roja que preparamos.
-Algunas personas suelen presentarla con cebollita de verdeo o ciboulette picado bien fino por encima. En mi caso prefiero no ponerle.




Y no queda más que decir. Solo animarnos a prepararla, no es complicada. Si lleva tiempo el rallado del choclo. Es cierto que se pueden desgranar y procesar pero personalmente me gusta la vieja usanza, creo que queda mucho más cremosa y suave al paladar.




Me parece que pronto repito este plato en caso. Vean como el queso se derrite...
Qué ricor!!!!




Espero que les haya gustado mi receta y que les sea útil y no duden de probarla.